Hyundai Motor Group crea exoesqueleto portátil

0
8384

Hyundai Motor Group ha desarrollado el nuevo chaleco exoesqueleto (Vest EXoskeleton – VEX), un robot portátil creado para ayudar a los trabajadores industriales que pasan largas horas realizando sobrecargas.

El VEX mejora la productividad y reduce la fatiga de los trabajadores industriales al imitar el movimiento de las articulaciones humanas para aumentar la capacidad de carga y la movilidad. El chaleco portátil, con eje policéntrico, combina múltiples puntos sobre los que pivota la asistencia muscular multibrazo para funcionar eliminando la necesidad de una batería.

Los 2,5 kilos que pesa el VEX suponen entre un 22 y un 42% menos que los productos de la competencia, y además puede llevar como una mochila. El usuario sólo debe introducir sus brazos a través de las correas de los hombros del chaleco, y luego abrochar las hebillas del pecho y la cintura. La sección de la espalda puede ajustarse en longitud hasta 18 cm para adaptarse a una variedad de tamaños de cuerpo, mientras que el grado de asistencia de fuerza se puede ajustar en seis niveles, hasta 5.5 kgf.

“VEX ofrece a los trabajadores un mayor soporte de carga, movilidad y adaptabilidad cuando operan en entornos de sobrega”, ha explicado DongJin Hyun, jefe del equipo de Robótica de Hyundai Motor Group. “Los trabajadores también apreciarán lo ligero que es VEX para usar y trabajar.»

El nuevo desarrollo de VEX está dirigido a los trabajadores de las líneas de producción cuya actividad llevan a cabo, principalmente, por encima de la cabeza; como los que atornillan la parte inferior de los vehículos, instalan tubos de freno y conectan los escapes. El desarrollo del VEX incluyó un programa piloto en dos plantas de Hyundai Motor Group en los Estados Unidos. La prueba supuso un enorme éxito tanto para ayudar a los trabajadores como para aumentar la productividad, por lo que ambas plantas incorporaron sistemas VEX en sus líneas de producción.

El Grupo está considerando la posibilidad de implementar el VEX en plantas de todo el mundo. Se espera que, una vez que comience en diciembre su fabricación en serie en Hyundai Rotem, el VEX cueste hasta un 30% menos que los productos parecidos que existen actualmente, cuyo precio ronda los 5.000 dólares (4.536 euros).

Dejar respuesta